Este es uno de los VICIOS más caros de Michael Jordan que quizá no conoces

El considerado mejor jugador de la NBA tenía un gusto por las apuestas

Este es uno de los VICIOS más caros de Michael Jordan que quizá no conoces
El considerado mejor jugador de la NBA tenía un gusto por las apuestas. Foto: Reuters

Michael Jordan es considerado uno de los mejores jugadores de todos los tiempos de la NBA, pero también tenía un pequeño gusto por las apuestas, siendo este motivo uno de los principales factores que hizo retrasar su presentación de vuelta a la National Basketball League. 

Gracias a su documental en Netflix, la gente pudo conocer un poco más de la vida y trayectoria de Michael, quien además de ser un líder dentro de la cancha y tener un talento sobrenatural cuando tomaba el balón dentro de una duela, tenía un gusto increíble por las apuestas, siendo él quien marcaba la entrada en muchas ocasiones. 

El tema de las apuestas era importante para él, ya que no le gustaba perder, por lo que podía pasar horas jugando hasta que terminara ganando la partida. Previo a su presentación en la vuelta a la NBA, la leyenda estadounidense estuvo con Antoine Walker jugando cartas, donde pasaron cerca de 36 horas intentando ganar la partida. 

El excompañero de profesión de Jordan contó en el podcast "All Things Covered" de BBC, contó que él y Michael eran pareja en la partida y entraron con 20 mil pesos, pero la cosa se puso intensa y terminaron con 900 mil dólares, por suerte para los dos perdieron la partida pero se fueron sin 180 mil. 

"Cuando Michael llamaba la apuesta inicial siempre subía un poco. Es una cifra que todo el mundo tiene que traer a la mesa. En este caso eran 20 mil dólares para entrar a la partida. Recuerdo que jugamos 36 horas seguidas. Jugamos con otros dos, Mike y yo éramos pareja y llegamos a ir perdiendo 900 mil dólares", comenzó la historia Walker. 

Fue por cansancio 

Antoine continuó la historia y dejó claro que los dos siempre llevaban dinero, pero que en esta ocasión Mike mandó a una persona por 500 mil más, ya que no podía perder. Al final del juego, con un Jordan que se estaba quedando dormido en la mesa por el cansancio y el tener 36 horas intentando ganar la partida, terminó perdiendo cerca de 200 mil dólares para después anunciar su regreso a la NBA. 

"En un momento de la partida mandó a su sobrino por 500 mil dólares más. Acabamos perdiendo 180 mil dólares porque Michael estaba demasiado cansado. Literalmente se estaba durmiendo encima de la mesa", concluyó el exbasquetbolista que ganó un anilló de NBA en 2006 con los Heats. 

dza


Compartir