Haz tu denuncia aquí

MLS vuelve con un mundialito

DEPORTES

·

A pesar de los problemas que ha tenido la MLS para su regreso, como que Carlos Vela, MVP de la temporada pasada, decidió no jugar por asuntos familiares, o que Dallas FC no participará por múltiples casos positivos de COVID-19, el futbol de los Estados Unidos regresa a las canchas hoy.

Tras el parón que sufrió la liga por el coronavirus, la MLS tomó la decisión de dar por concluida la temporada que arrancó en febrero, y crear un certamen completamente nuevo para conocer a su campeón de 2020, que se jugará en el complejo de Disney, Orlando, a puerta cerrada

[nota_relacionada id=1130702] 

El inédito formato tendrá el formato de un mundialito, con cuatro grupos de cuatro franquicias, un sector de tres conjuntos y uno más de seis clubes. Para después disputar la ronda de eliminación directa que empieza con octavos de final, luego cuartos, semis y la Gran Final se disputará el 11 de agosto.

El torneo relámpago es oficial, por lo que otorgará boletos para la Liga de Campeones de la Concacaf de 2021.

Alrededor del mundo existen certámenes que cuentan con playoffs parecidos a los que adaptó este año el futbol estadounidense. En Bélgica, donde militó Guillermo Ochoa, después de los partidos de liga, los seis primeros lugares avanzan a playoffs.

[nota_relacionada id=1130641] 

En dicha ronda, los puntos de las escuadras son reducidos a la mitad y juegan todos contra todos. Una vez que se cumple con los partidos, el primer lugar de ese mini torneo es proclamado campeón. Este formato también lo utilizan en Austria y Polonia.

Por su parte, el mexicano Carlos Vela tomó la decisión de no participar en este torneo, al argumentar que sería un riesgo para el bebé que espera. Su entrenador Bob Bradley le mostró total apoyo a la situación.

Los nacidos en nuestro país que jugarán son: Rodolfo Pizarro y Victor Ulloa en el Inter de Miami; Javier Hernández, Efraín Álvarez y Jonathan Dos Santos, con LA Galaxy; Alan Pulido y Richard Sánchez, con Sporting KC; y Oswaldo Alanís y Carlos Fierro con San José Earthquakes.

Todos los futbolistas y cuerpos técnicos se realizarán pruebas de coronavirus dos veces por semana; además, dentro de sus hoteles y camino a los duelos es obligatorio el uso de cubrebocas, distanciamiento social, respetar los protocolos de higiene personal (lavarse las manos frecuentemente, no tocarse la cara, no compartir comida) y sanitización del equipamiento de las franquicias.

Los protagonistas pasarán por un termómetro en el cual no deben indicar más de 37 grados centígrados antes de los juegos, en las bancas es obligatorio el uso de mascarillas para el cuerpo técnico y los suplentes; además, queda prohibido intercambiar camisetas y besar el balón. Por último, durante las conferencias de prensa también es obligatorio el tapabocas.

Con la nueva normalidad, y un pequeño experimento de la MLS, en la burbuja de Disney, regresa el futbol en Estados Unidos después de 122 días.

Por Omar Moro
alg