Cruz Azul muestra reacción

la máquina se repone a una desventaja para sacudirse la crisis que propició incluso roces entre los jugadores

DEPORTES

·
Alrededor de Cruz Azul, se crean nuevos conceptos. El último y más reciente, utilizado por el técnico Pedro Caixinha, fue el de Fake News, una especie de denuncia sobre supuestas versiones de su salida. La realidad, sin embargo, indica que su equipo rompió una racha de seis partidos sin ganar (entre Liga y Copa MX), tras imponerse al Necaxa en el Estadio Azteca. Más allá de teorías conspirativas, los números de Caixinha son fríos: tres victorias y tres derrotas en nueve partidos, nueve goles recibidos y ocho a favor, además de 13 puntos de 27 posibles y la novena posición de la competencia. Eso sí, contra los Rayos, la idea de que su equipo era atacado por noticias falsas se terminó diluyendo con el correr de los minutos. Principalmente porque Cruz Azul se dedicó a jugar y dio vuelta a un marcador que resultaba adverso, luego del gol del argentino Brian Fernández a los tres minutos. Y se repuso, además, de varias discusiones entre sus propios futbolistas cerca del vestidor, como la de Pablo Aguilar y Édgar Méndez al final del primer tiempo. Los Rayos hicieron suya primera parte, sorprendiendo a su rival con jugadas a velocidad y remates de larga distancia. Pero se desdibujaron en el complemento. Y entonces, entre abucheos y gritos de: “¡Azules pongan huevos!”, el cuadro celeste reaccionó como pudo y consumó la remontada, casi de golpe. Un centro de Roberto Alvarado por la banda izquierda, permitió el remate de cabeza de Milton Caraglio para el empate a uno (60’). Cinco minutos después vino el segundo de Édgar Méndez, tras una serie de rebotes en el área que ningún defensa del Necaxa pudo rechazar. La tranquilidad pareció volver a La Máquina para asegurar el partido. No hubo más rompimientos ni reclamos entre sí, aunque quedó a la vista el disgusto de Pablo Aguilar con el atacante español en su camino al vestuario. Con mayoría de necaxistas en el Estadio Azteca, Cruz Azul encontró respiro en una semana de tensiones, denuncias por Fake News y reacción dentro de la cancha.   Por ALBERTO ACEVES