Haz tu denuncia aquí

Comparten el triunfo

DEPORTES

·
Andy Cartagena tuvo una buena actuación con dos toros de José María Arturo Huerta, el segundo de los cuales careció de fondo. A ese cuarto ejemplar le cortó una oreja, a pesar de que el rejón de muerte quedó caído. Clavó con precisión y asombró al hacer caminar a una de sus cabalgaduras en dos patas. Arturo Macías toreó a placer a su primero. Derechazos y naturales con temple a un toro de Huerta que fue bueno, aunque duró poco.   Arturo tenía una oreja asegurada pero se pasó de faena. El toro terminó distraído y rajado, terciándose y gazapeando, cazándolo, literalmente. Macías le echó habilidad para darle muerte. Su segundo, de la debutante ganadería de sangre española de Arturo Gilio, resultó deslucido y se paró pronto, poniéndose por delante. Leo Valadez cumplió con su primero, de pobre juego, de Pepe Huerta, y lució con el imponente castaño de Gilio que se jugó en el último lugar. El astado tuvo poca duración. Leo mató de un estoconazo para cortar un apéndice.