GASTRONOMÍA

Santa Teresa de Ávila: Conoce la historia de la mujer que inventó las deliciosas papas fritas

De acuerdo con Paul Ilegems, profesor de historia del arte y fundador del Museo de las Papas Fritas, la responsable de esta peculiar creación fue Santa Teresa

CULTURA

·
La orden de las Carmelitas Descalzas fue fundada por Teresa de Ávila. Foto: Twitter @Santa_Palabra

El Museo de las Papas Fritas (Fries museum) es un recinto en Bélgica, en la ciudad de Brujas, que está enfocado en contar la historia de las papas fritas en el país. De acuerdo con su curaduría, es el primero y el único museo dedicado a este famoso alimento que se ha convertido en uno de los favoritos del mundo. Sin embargo, a pesar de lo popular que se convirtió esta forma de cocinar las papas, el origen de la receta era un tanto incierto hasta ahora.

De acuerdo con Paul Ilegems, profesor de historia del arte y fundador del museo, la responsable de esta peculiar creación fue Santa Teresa. La afirmación del historiador parte de una carta que la monja enviaba a la madre superiora del convento del Carmen en Sevilla, en la que agradecía el envío de las papas y algunos otros productos. El documento data del 19 de diciembre de 1577 asegura que las patatas, el pipote y los limones enviados estuvieron en excelente estado. 

Santa Teresa de Ávila también es conocida como Teresa de Jesús. Foto: Twitter @MenschOhneMusil

Controversia al respecto

Sin embargo, Cristino Álvarez, quien es periodista y crítico gastronómico no cree que la idea expresada por Ilegems sea la más acertada, pues el tubérculo al que se refiere la santa no se encontraba en el territorio durante la época en la que se envió la carta. Según él, la patata a la que se refiere la santa es la patata de Málaga, también conocida como batata, un tubérculo que Cristóbal Colón llevó desde Haití en su primer viaje. Después de eso, tuvo que pasar medio siglo para conocer lo que conocemos en México como "papa".

A pesar de lo anterior, algo que sí se ha confirmado es que, a partir de 1573, comenzó a registrarse en los libros de cuentas de un hospital la donación de dicho tubérculo por parte de un convento de las Carmelitas Descalzas, fundados por la misma Teresa de Ávila. Para evitar la controversia que Santa Teresa implicaba, hay una segunda hipótesis impulsada por Paul Ilegems, en la que afirma que los pescadores belgas, acostumbrados a pasar el pescado por aceite, hicieron lo mismo con las primeras papas que llegaron a sus manos en 1650

Se cree que los pescadores belgas fueron los responsables de esta creación. Foto: Twitter @pellomeaurio

Francia sale a la defensiva

Aunque la población belga afirma que el triunfo de este invento tiene su bandera, parece que en Francia no están tan convencidos. De acuerdo con ellos, las "french fries" o papas a la francesa, como las conocemos en español, surgieron en su territorio. De acuerdo con la versión de la ciudadanía, a finales del siglo XVIII, sobre el Pont Neuf de París, se podían comprar estas papas que se preparaban en braseros y sartenes.

Esta versión de la historia parece ser la más aceptada, por lo menos en el continente americano. El término con el que conocemos a las papas cortadas en bastones y fritas en aceite o manteca se hizo popular en la Primera Guerra Mundial, cuando los soldados franceses las preparaban y las compartían con las tropas estadounidenses, cuyos miembros asociaron la preparación con dicha nacionalidad. 

Los estadounidenses bautizaron a esta preparación como "french fries" (papas a la francesa). Foto: Twitter @foodbloggerhere

Ahora, en lo que respecta a las papas fritas conocidas como "chips" o "papas saratoga", se cree que surgieron por accidente en 1853 en un restaurante de Nueva York. De acuerdo con la historia, el chef era constantemente criticado por un cliente que le reclamaba no cortar las papas fritas lo suficientemente delgadas, por lo que el cocinero decidió cortarlas de una manera tan fina que no pudieran pincharse con el tenedor, solo para darle una lección.