Sólo la literatura honesta refleja lo que la sociedad siente: Kazuo Ishiguro

El Premio Nobel de Literatura 2017, Kazuo Ishiguro, afirmó durante la promoción de su última novela "Klara y el Sol", que es "inapropiado" hablar de cómo la pandemia modificará nuestra forma de trabajar y comprar, mientras el mundo sigue de luto

Sólo la literatura honesta refleja lo que la sociedad siente: Kazuo Ishiguro

La literatura debe ser “un reflejo honesto” de lo que siente un escritor y sólo así, “será un reflejo honesto de lo que la sociedad siente”, afirmó el escritor británico de origen japonés Kazuo Ishiguro (1954), al hablar de “Klara y el Sol” (Anagrama 2021), su novela más reciente tras obtener el Premio Nobel de Literatura en 2017.

“La ficción para nosotros es una manera no sólo de intercambiar ideas sino también sentimientos y por eso es muy importante; las ideas las podemos intercambiar a través del periodismo, de los ensayos, pero los sentimientos, las sensaciones, se intercambian a través de las historias, de la música”, dijo.

A través de una videollamada desde Reino Unido, Ishiguro afirmó que si bien cada vez se siente menos optimista “respecto a los sistemas políticos y la manera como organizamos nuestras sociedades”, sus últimos libros intentan exaltar las cosas admirables y memorables del ser humano.

“A medida que me he ido haciendo mayor, no es que sea más optimista, pero quiero celebrar lo que me parece bueno de los seres humanos, y me siento impresionado por los seres humanos, porque, desde luego hacen cosas tremebundas y cometen muchos errores, pero en términos generales creo que en los seres humanos hay algo admirable, memorable”.

“En especial cuando intentan expresar una devoción o una protección para los demás; mis más recientes libros intentan tener este punto de vista optimista, porque el mundo es difícil, es duro y no sé si podemos reencontrar el camino a la rebelión, yo creo que es importante encontrar una esperanza y para ella necesitamos pequeños mundos, pequeños oasis en los que la gente puede intercambiar amor y afección y decencia”, recalcó.

Como lo hizo ya en “Nunca me abandones”, Ishiguro vuelve a coquetear con la ciencia ficción. En “Klara y el Sol”, la protagonista es una AA (Amiga Artificial), especializada en el cuidado de niños, que ve pasar los días desde el escaparate de una tienda esperando a que alguien la adquiera y se la lleve a una casa.

Entretanto, observa a los transeúntes y cada uno de sus movimientos, mientras se cuestiona qué es lo que los hace humanos. Klara, quien necesita del Sol para cargarse de energía se cuestiona: ¿Qué le espera en el mundo exterior cuando salga de la tienda y se vaya a vivir con una familia? ¿Si comprende bien los comportamientos, los repentinos cambios de humor, las emociones, los sentimientos?

Klara y el Sol

Ishiguro, quien nació en Nagasaki, dijo que a diferencia de sus anteriores trabajos, donde se ha ocupado de la memoria y el pasado, ahora se preocupó por el futuro. “Klara es una máquina y al principio no tienen ningún recuerdo, es completamente nueva, a medida que avanza la historia empieza a tener recuerdos, pero si intenta esconderse de algo es del futuro, no del pasado”.

“Me parece interesante y liberador pensar en alguien que no tiene recuerdos al principio y que va acumulando evidencias del pasado paso a paso, como lo haría un niño, un bebé, este libro versa menos sobre la memoria”, afirmó.

El también letrista y guionista, agregó que si bien resulta interesante reflexionar la manera cómo se ha transformado el trabajo, el comercio y las relaciones sociales durante la pandemia, ahora lo más importante es pensar en el luto en el que vive en el mundo tras las muertes por COVID-19.

“Nuestras vidas, sobre todo laborales, están cambiando, pero este libro ya lo había terminado antes de la pandemia y no tenía ni idea de que algo así iba a surgir, puede parecer que haya ecos en el mundo de Klara, pero es simplemente una coincidencia”.

“Es interesante hacerse preguntas de cómo esto nos va afectar en nuestra vida laboral, en nuestras compras, en nuestra vida social, pero yo creo que ahora mismo, en este momento concreto, me parece que hay algo inapropiado en el hecho de debatir al respecto, claro que es importante, pero lo cierto es que ahora mismo hay millones de personas en el mundo que están en estado de shock o de duelo porque han perdido a alguien muy querido”, sostuvo.

Por Luis Carlos Sánchez

alg


Compartir