Ofrece Amieva reducir cifras de delincuencia y la percepción del miedo

"Que nadie en esta ciudad tenga miedo de salir por las mañanas a hacer la compra de su mandado", dijo el jefe de gobierno

FOTO: CUARTOSCURO
FOTO: CUARTOSCURO

Al encabezar la graduación de mil 283 cadetes de policía en la Secretaría de Seguridad Pública, el jefe de Gobierno de la Ciudad de México, José Ramón Amieva, se comprometió a reducir las cifras de delincuencia y a lograr un cambio de percepción reduciendo el miedo.

Que nadie en esta ciudad tenga miedo de salir por las mañanas a hacer la compra de su mandado; que nadie tenga miedo de ir a la escuela, de irse a trabajar, de subirse al transporte público, de ir con sus hijos al parque, de salir a pasear los domingos, de circular en su coche o de dormir en su casa.

Este, dijo, es el cambio de percepción que estamos en vías de lograr, porque estamos poniendo todo nuestro esfuerzo y entrega.

Explicó que la graduación es un primer paso de su vocación de ser policías en la Ciudad de México y servir a su comunidad: Servir a su comunidad significa que están protegiendo a sus familias y a las familias de los demás; que tienen cercanía con la gente, pero también ser fuerte, duro e implacable con la delincuencia de la capital.

Ser policía, expuso, no se acaba con el turno, no culmina en el operativo ni en la función. Nunca se deja donde quiera que se esté, y la técnica y los conocimientos adquiridos serán complementados con esos valores.

Ese es el orgullo de ser parte de la policía, de tener una forma de vida honesta, digna, reconocida, necesaria, fundamental, de la sociedad, señaló.

Por su parte, el secretario de Seguridad Pública, Hiram Almeida Estrada, dijo que de los graduados, 415 son mujeres y 878 son hombres, y de ellos serán 810 policías preventivos, 374 auxiliares y 126 policías bancarios e industriales.

En su mayoría son jóvenes entre los 18 y los 29 años de edad; 45 por ciento de ellos son padres de familia. Unos 757 elementos ya conforman sus propios hogares, detalló.

Estamos ciertos que ellos regresarán a las calles a servir, a generar cambios. Recordó que los valores fundamentales de la policía son el valor, el honor, la lealtad y la honestidad.

Ustedes son la primera pretensión de justicia de nuestra sociedad, los encargados de imponer el orden y la legalidad, y mantener la paz pública, además de contener directamente al ente delictivo.

Indicó que los elementos trabajarán en las 16 delegaciones políticas, en las 76 estaciones de policías existentes.

Hoy tenemos un gran reto. Cambiar, no sólo contener a la incidencia y el combate a la delincuencia. Tenemos que incidir en la percepción y eso sólo se logra a través del trabajo y los resultados, en los logros que día a día tendrán que enfrentar en las calles.

Almeida Estrada dijo que la policía de la Ciudad de México es una de las más ejemplares, robustas, con cerca de 89 mil elementos policíacos; todos ellos tienen muy claro cuál es su trabajo: ofrendar incluso su vida en defensa de los interés de nuestra sociedad.

POR NOTIMEX

¿Te gustó este contenido?