Cambian ‘K Invertida’ del Cutzamala por dos ductos

Se conectarán dos líneas de alta presión y diversas conexiones para evitar el corte al suministro como ocurría cada año cuando se daba mantenimiento

Se calcula que los nuevos trabajos concluirán en el primer trimestre de 2020
Se calcula que los nuevos trabajos concluirán en el primer trimestre de 2020. Foto:Cuartoscuro

A partir de julio, la Comisión Nacional del Agua (Conagua) comenzará la colocación de dos tubos de alta presión en el Sistema Cutzamala para aumentar el suministro hacia la Ciudad de México.

La obra, que tendrá una inversión de 45 millones de pesos, sustituirá al proyecto conocido como K Invertida, que costó 20 millones y resultó inservible.

De hecho, la Conagua canceló el contrato y esa infraestructura quedó arrumbada.

Con la nueva obra, la Ciudad podrá recibir dos metros cúbicos por segundo adiciónales de agua para Iztapalapa y Tlalpan, específicamente.

Este lunes, el Gobierno local y la Conagua anunciaron el proyecto de saneamiento integral para ahorrar pérdidas en el ducto, una alternativa a la K Invertida.

Se calcula que los nuevos trabajos concluirán en el primer trimestre de 2020, antes de la temporada de estiaje.

La Comisión Nacional del Agua va a hacer una obra en el Sistema Cutzamala, que le va a llevar a menos tiempo y menos recursos de lo que fue la famosa ‘K Invertida’.

Esto va a permitir que para la próxima época de secas tengamos al menos dos metros cúbicos por segundo adicionales , explicó la Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum.

En el Antiguo Palacio del Ayuntamiento, aseguró que actualmente se tienen reuniones diarias con el Estado de México y Conagua para planificar estrategias a mediano y largo plazo para atender el desabasto y evitar la pérdida de agua a través de fugas.

El plan se llama: Acciones en el Sistema Cutzamala para mejorar el abasto de agua al Valle de México.

El anterior plan costó 500 millones de pesos, incluida la inversión para colocar el tubo en forma de K Invertida.

Ahora, se conectarán dos líneas de alta presión y diversas conexiones para evitar el corte al suministro como ocurría cada año cuando se daba mantenimiento.

La Directora General de Conagua, Blanca Jiménez Cisneros, recordó que el Cutzamala tiene 37 años funcionado y para darle servicio se ha revisado a fondo todo el sistema, desde su concepción.

Por ello, dijo, se realizarán dos acciones para  garantizar la seguridad y un mayor abasto.

La primera es sustituir el proyecto K Invertida. La segunda, es un sistema de deshidratación de lodos en la misma planta, con el cual se podrá incrementar el abasto.

Se terminó el contrato con la compañía; el proceso todavía sigue en cuanto a revisión por parte de Auditoría, agregó.

Por:Manuel Durán

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
CDMXSUSTO. Colonos de la alcaldía salieron de sus casas durante el sismo de anteayer. FOTO CUARTOSCURO

Microsismos, por grietas