Rescatan viviendas con arte urbano

Las paredes en los extremos de cada edificio han servido como superficie para que artistas tabasqueños, y de otras entidades del país, pinten sus murales y cambien el rostro de una zona

Las siete caras de los edificios restantes también serán pintadas
Las siete caras de los edificios restantes también serán pintadas FOTO: Especial

En Villahermosa, artistas han plasmado imágenes que evocan tradiciones, gastronomía, íconos musicales y personajes populares que ya son parte del paisaje en el núcleo departamental de Gaviotas Norte.

Las paredes en los extremos de cada edificio han servido como superficie para que artistas tabasqueños, y de otras entidades del país, pinten sus murales y cambien el rostro de una zona considerada de riesgo en la ciudad por su inseguridad.

Uno de los fundadores del Colectivo Ciudad de Colores, Jesús David Acuña, señaló que hace dos años, la Chef Lupita Vidal Aguilar, promovió la iniciativa y por medio de donativos han logrado obtener el material con el que invitan a artistas a darle otro rostro a una manzana completa.

 

FOTO: Especial

Ubicado en la calle Francisco Hernández Mandujano, el cantante tabasqueño conocido como Chicho Ché, fue el primer mural que se pintó en 2017.

El pintor Eduardo Alcántara realizó el mural Corazón Gaviotero, con olas que marcan la altura que alcanzó el nivel del agua en la inundación de 2007.

Mientras, los pintores Fernando Arellano y Dalila Medina plasmaron paisajes urbanos de Villahermosa y personajes populares como Juana La vende pastelito, María Garrido y José el ciego, entre otros; así como el rostro de quien es actualmente presidente de México, Andrés Manuel López Obrador.

Nueve son los murales existentes y el más nuevo se entregará este mes de febrero, a cargo del pintor Jair Meza, mexicano que radica en Berlín y que comenzó sus trazos en enero pasado.

Las siete caras de los edificios restantes también serán pintadas, expuso Jesús David Acuña. Para conseguir fondos realizan dos ferias dentro del conjunto de edificios, con la participación de artesanos y desarrollo de talleres.

A punto de concluir su trabajo, Yair Meza, bajo el seudónimo de Señor Papá Chango, buscó plasmar elementos de la cultura y el medio ambiente. De las especies características en la región, ilustró un mono araña, un manatí, las nutrias y hasta el llamado pez diablo, una especie de bagre.

Conjuntar la cultura y meterle conciencia a la gente que vive aquí, para que la próxima vez que los vean no maltraten a los animales. Y meterle colorido, para que los habitantes lo disfruten y les saque una sonrisa, compartió.

Por Notimex

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
ArtesVeinte mil leguas de viaje submarino fue publicado en 1869. Foto: Especial

Nemo llega a 150 años de viajes submarinos