Llevan corto a Colombia

Jóvenes mexicanos ganaron su pase después de ganar el Concurso Latinoamericano de Proyectos Estudiantiles en Ciencia y Tecnología Infomatrix 2019 en Guadalajara

Infomatrix inició en el año 2007, organizado por la Sociedad Latinoamericana de Ciencia y Tecnología. Foto: Especial
Infomatrix inició en el año 2007, organizado por la Sociedad Latinoamericana de Ciencia y Tecnología. Foto: Especial

La esperanza de alcanzar una mejor oportunidad de vida es uno de los mayores impulsos que tienen los migrantes para dejar sus lugares de origen y enfrentar una travesía que va más allá de las fronteras de sus propias nacionalidades. Vuelve a casa es un cortometraje realizado por estudiantes de la Preparatoria de San Martín Hidalgo, Jalisco, Caitlin Lauren Poh Tittets y Diego García Ramos, que competirá en la Feria IM de Colombia.

El cortometraje obtuvo medalla de platino (máximo galardón) en la edición 13 del Concurso Latinoamericano de Proyectos Estudiantiles en Ciencia y Tecnología Infomatrix 2019, que se realizó en las instalaciones de la Universidad Autónoma de Guadalajara; el premio incluye el viaje y la acreditación para competir en Colombia.

García Ramos explicó que el tema de dicha cinta surgió a partir de que Donald Trump llegó a la presidencia de Estados Unidos y dio pie para desarrollar la crisis migratoria en relación con México y las naciones latinoamericanas.

El Consejo Estatal de Población reportó, a partir de datos de Conapo e Inegi 2010 que 2.6 millones de personas nacidas en EU eran hijos de jaliscienses y, según el Censo de Población y Vivienda del Estado, desde el 2010, Jalisco tiene el primer lugar en población de retorno. En los últimos dos años, 314 menores de edad han sido repatriados a territorio jalisciense.

El corto está dedicado a los migrantes que buscan una mejor vida, dijo García Ramos y explicó que, en un futuro, le gustaría continuar con proyectos en el mundo del cine a fin de poder contar más problemas sociales.

Vuelve a casa narra la historia de una familia de Reynosa, que tiene la necesidad de cruzar la frontera, ya que una de las hijas sufre una enfermedad y requiere atención especializada; además, buscan una mejora en los ingresos económicos.

Así, con un presupuesto de cinco mil pesos, la complejidad del rodaje y la postproducción, el estudiante afirmó que es un galardón que no esperaban, pero que los impulsa para continuar trabajando.

Por Mayeli Mariscal

¿Te gustó este contenido?