Celebra la Navitrouppe en familia

La compañía festeja 38 años y la Navidad con un show de clown, teatro negro, humor, música y juegos de luces en el Lunario de la CDMX

La compañía hizo una obra de teatro basada en la cinta Calacán,
con el título Un pueblo fantástico... Calacán, en 1986. Foto: Cortesía
La compañía hizo una obra de teatro basada en la cinta Calacán, con el título Un pueblo fantástico... Calacán, en 1986. Foto: Cortesía

Pingüinos que bailan, árboles que cantan, muñecos de nieve que tocan instrumentos y un Santa Claus tropical celebran las fiestas decembrinas en el espectáculo Feliz Navitrouppe, en el Lunario del Auditorio Nacional.

Esta puesta en escena de la Compañía Teatral La Trouppe regresa para que toda la familia pueda redescubrir la magia del teatro negro con humor blanco, a través de una obra llena de espíritu navideño.

El show forma parte de la celebración del 38 aniversario de la agrupación. El espectáculo forma parte de los festejos, pero también ya es una tradición que se presente en el Lunario, explicó Carmen Luna, directora de gestión y actriz de la compañía.

Se trata de una propuesta familiar, donde la intención es que los niños tengan una visión de una Navidad trouppetera, y con todo respeto, abundó que no es la clásica pastorela, si no con títeres, teatro negro, música original y payasos.

La celebración navideña de los payasos sucede en medio de duendes, árboles y otros elementos de la temporada, que se presentan en escena con recursos visuales que ellos utilizan mucho: la luz negra y la cámara negra, la cual esconde todo lo que está detrás, dando la sensación de abismo alrededor de las figuras. Estos ingredientes técnicos se suman a los títeres, la fantasía y el humor blanco, elementos clásicamente trouppeteros que podrán ser reconocidos por quienes los siguen desde hace más de tres décadas.

 

Los integrantes de la compañía realizan cada detalle del vestuario y la escenografía; trabajan pensando en grande, ya que desean hacer espacios con todo el respeto que merecen los niños y que tengan el mismo nivel que el teatro para adultos, puntualizó Carmen Luna, quien tiene seguidores que crecieron con ellos y que los siguen en su travesía.

Fundada el 8 de diciembre de 1980, la compañía no ha dejado de producir teatro para niños. Sus obras musicales han sido precursores, no sólo por la creación de un lenguaje que específicamente se dirige a los más jóvenes, sino por el lugar de dignidad que ha devuelto a la técnica actoral de los payasos, los títeres y a la riqueza de recursos escénicos que han hecho memorables de cada uno de sus espectáculos.

Desde los inicios del grupo, la música que utilizan es original y este es otro de los elementos de su identidad.

Para Carmen Luna, a lo largo de estas décadas, más que crear una escuela, La Trouppe ha sabido ser un ejemplo para los artistas jóvenes, que ahora ven en el teatro clown y circense una posibilidad igual de digna que las demás representaciones artísticas.

Lady Lucas, Noni Pelusas, Trupo y Toño Canicas, personajes líderes de la compañía, están juntos desde la primera obra Rompecabezas, Opus No. 1, como compañeros y amigos.

Nos reímos mucho juntos, aseguró Carmen, quien interpreta a Noni Pelusas.

 

Por  CARMEN SÁNCHEZ

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
ArtesEn su trabajo, se puede ver distintas figuras de mariachis, pescadores, vendedores de elotes, jimadores, maestros, doctores, entre otros; todos con una particularidad: son de cuerpo gordito FOTO: Cortesía

Mexicanos en “esculturas gorditas”